Ludismo 2.0

Ludismo 2.0

Los avances tecnológicos en robótica, Internet y telecomunicaciones están dando lugar a una nueva de forma de vivir y de estar en este mundo. Estos avances están transformando el mundo social y por ende el mundo laboral de arriba a abajo.

¿Cuándo ha sido la última vez que has mandado una carta por correo postal? ¿Cuál fue la última película en DVD que has visto? ¿De qué manera compraste tus últimos billetes para un viaje?

Efectivamente, nada tiene que ver con la manera de cómo nos relacionábamos con el mundo hace tan sólo 20 años. La tecnología ya ocupa todos los ámbitos de nuestras vidas, y aún está todo por llegar, como los wearables y el IoT (Internet de las cosas) que están empezando a irrumpir tímidamente. Como ya expuse en el artículo referente a la revolución en movilidad, y en la conferencia de nuevas oportunidades laborales, en esta nueva Era la responsabilidad será la actitud ganadora, la que te hará sobrevivir en este tiempo que nos ha tocado vivir y en el que las máquinas ya ocupan los puestos más básicos, monótonos y carentes de sentido de nuestro panorama laboral.

«La fábrica del futuro tendrá sólo dos empleados: un hombre y un perro. El cometido del hombre será dar de comer al perro. El del perro será cuidar de que el hombre no toque el ordenador». Warren G. Bennis

¿Hay detractores de todo este progreso? Está empezando a surgir una brecha social, entre aquellos que apoyan el uso de las nuevas tecnologías, y aquellos que la detestan por el hecho de la eliminación de puestos de trabajo que asocia. Esto no es nuevo, el ludismo fue un movimiento que se dio en Inglaterra en el S. XIX en contra de las nuevas máquinas que aparecieron en plena Revolución Industrial, cuando la mano de obra y la artesanía empezaron a ser remplazados por máquinas.

Por lo tanto, y extrapolándolo a esta nueva Era que nos toca vivir, podemos hablar de un neoludismo, y como sucediese en anteriores épocas, finalmente el progreso tecnológico, pese a destruir puestos de trabajo, también lo crean, siendo éstos más cualificados y de mayor valor.

En definitiva, y visto lo visto, el reto para todas las personas de esta Era recién estrenada consiste en ponernos en valor haciendo cosas que aún una máquina no pueda hacer; aquellas relacionadas con el Talento, la Creatividad y las Emociones son las que nos hacen humanos, y por lo tanto, irremplazables.

Sabiendo esto ¿Qué necesitas para empezar a hacer tu camino?

One Reply to “Ludismo 2.0”

  1. Los tiempos están cambiando mucho y especialmente en el sector de las nuevas tecnologías. Creo que es importante trabajar habilidades como la comunicación, el trabajo en equipo, programación informática, idiomas (especialmente el inglés) y estar abierto a nuevas formas de trabajar y de darse a conocer como el uso de vídeos o porfolio donde se muestren las habilidades de un candidato a la hora de enfrentarse a una entrevista de empleo o como muestra a la hora de colaborar con otros profesionales en áreas relacionadas. Hoy en día hay muchas empresas que buscan talento pero se siguen poniendo límites como la edad, localización o contactos de los/las candidatos/as a la hora de acceder al mercado laboral. Por lo que he podido comprobar a lo largo de varios años en el sector de las nuevas tecnologías hay formaciones y muy buenos profesionales en Internet que ya se dan conocer a través de blogs y vídeos.

    Ejemplos:
    https://www.youtube.com/user/0utKast
    http://aitorguzmanmolina.blogspot.com.es/
    https://carlosazaustre.es/

    También creo que sería importante promocionar espacios de coworking donde profesionales de distintos sectores realizan colaboraciones para la realización de proyectos tanto de forma individual como en equipo.

    Siempre nos han enseñado a competir, a intentar ser los mejores y a tenerle miedo al fracaso y en mi opinión estos son puntos que deberían de cambiar y no porque esté mal sino porque los tiempos están cambiando.

    Creo que para poder adaptarnos a los cambios es a veces es importante cambiar algunas formas de pensar (pero no nuestros valores) y adquirir nuevas habilidades que nos permitan adaptarnos a ellos.

    Gracias por el artículo Luis.

    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *